Restaurantes recomendados

Día Mundial de la sonrisa

Cada día es el día mundial de algo, hoy le tocó a la sonrisa y me dieron ganas de destripar esta iniciativa y no porque sea pesimista o este inmersa en una profunda depresión
, en absoluto, los que me conocéis sabéis que estoy en un momento divino de mi vida, pero hoy me dieron ganas de criticar a esos fanáticos de la sonrisa constante...

Es tan lícito sonreír como no hacerlo, la vida no es un anuncio de Coca Cola constante, nos pasan cosas, tenemos problemas y ahí quiero ahondar, un problema es un problema... y tiene tanta importancia el problema de mi hijo que no encuentra su juguete preferido como mi marido que puede perder una operación millonaria, cada uno en su momento lo sufre de una manera y no soy nadie para quitarle hierro al asunto, y si me apuran el adulto siempre tiene mas recursos para racionalizar el problema que el niño. Con lo cual, a no ser que sea algo verdaderamente dramático todos tenemos motivos para sonreír pero sobre todo tenemos muchos para no hacerlo también.

Sonría, lo estamos filmando. Eso no nos funciona.

Los carteles de facebook y los libros de autoayuda no sirven.

Dejemos en paz a la gente que tiene ganas de llorar, que se desahoguen, que pataleen que eso es terapia, y eso nos hace persona, quizás después de un buen berriche ya te vendrán las ganas de sonreír porque ya no hablamos de pegar una carcajada con lágrimas y todo. 

Soy de las que prefiere un rostro serio y sincero que una sonrisa forzada que oculta una tristeza profunda. 

No dejemos que nos invadan los predicadores de las sonrisas con mensajes superfluos y poco realistas, juntémonos con gente que nos entienda y nos respete, pero sobre todo tampoco seamos negativos, espero que sepan interpretarme.

No sonrías si el cuerpo no te lo pida, sé que sos inteligente para darte cuenta que la felicidad pasa por los momentos de paz y tranquilidad que por los de sonreír de cara al público.

Haz lo que te dé la real gana. Sonríe o no, eso sí no esperes que inventen un día mundial de la seriedad, eso no vende, eso humaniza demasiado.

Asi de "hater" me pillan hoy.

Besos y abrazos, pero no para todos ;-)

Márin.